Lugares secretos de Nápoles. La isla y playa de la Gaiola.

Durante mi erasmus en Nápoles he podido conocer un sinfín de lugares increíbles, algunos conocidos por todos y otros no tanto. Con la llegada del verano, la cercanía del Mar Tirreno invita al visitante a buscar una playa en la que disfrutar.

Ante la advertencia de muchos napolitanos de que no debo bañarme en el mar cercano a la ciudad, sólo me cabe una duda: ¿y a donde se supone que puedo? Es entonces cuando te empiezan a hablar de la Costa Amalfitana, de Bayas, Bagnoli, Marechiaro, alguna que otra zona de Posillipo…

Y al final, casi siempre al final, te sueltan: “pero sin dudas, tienes que ir a la Playa de La Gaiola. Que maravilla, es genial”. Claro, tu te quedas en plan…¿y eso. donde está? Y resulta que este sitio tan maravilloso, se encuentra muy cerquita de Nápoles.

La Isola della Gaiola se encuentra en la región de Posillipo y forma parte del Parco Sommerso della Gaiola (parque sumergido). Le debe su peculiar nombre al dialecto local “Caviola” o “cavea” (cueva pequeña).

Isla de la Gaiola

En esta pequeña isla se han levantado desde templos, hasta pequeñas villas y casas que han pertenecido a varios propietarios a lo largo de los siglos. Lo más genial de ella es la costa y el mar que la abraza. Lo más peculiar: que son dos pequeñas islitas (una con una casa y la otra yerma) unidas por un pequeño puente de roca.

La playa en sí está dividida en dos zonas. Una zona exterior increíble donde hay un pequeño espigón de arena y una zona balneable estupenda. Y una zona interior, más discreta y restringida que pertenece al parque sumergido, mucho más cuidada y por supuesto, mucho más bella.

En la zona exterior se está genial. Está permitido comer y beber, siempre que no se ensucie (están muy pendientes de ti) y el ambiente es muy animado, con mucha gente. Hasta el punto de que en temporada alta…no se cabe.

20170409_134946

La zona interior es la que realmente es una pasada. Tiene un aforo limitado y está todo el tiempo muy controlada por los funcionarios del Parque Sumergido. Tienes que llegar tempranito (antes de las 10-11), inscribirte y dar tu DNI y te dan un pase con el que puedes acceder al interior.

Una vez dentro te encuentras de frente con la Isla de la Gaiola que, con los laterales de la costa, forma un espacio ovalado pero abierto de mar. En teoría el baño está restringido, pero al final, te puedes dar un chapuzón siempre que no ensucies la zona y que la trates con respeto. Recuerda que estás en un parque natural protegido.

Por supuesto, el interior de esta zona también tiene otra serie de normas que debes cumplir a rajatabla. Entre ellas: está prohibido comer, introducir recipientes de vidrio, ensuciar de cualquier forma el lugar, comportamientos inadecuados, etc.

La gente que accede a este lugar mágico, no viene sólo para “dominguear” o para hacer el cateto, viene para gozar de uno de los rincones más bonitos de la Campania, de Nápoles. Sólo con la primera visión de la Isla, te bastará para saberlo.

dav

CÓMO LLEGAR A LA ISLA/PLAYA DE LA GAIOLA:

A PIE: si, lo sé, es una locura. Pero para aquellos amantes del senderismo o del running de larga distancia, llegar hasta este lugar no les llevará más de dos horas. Está situado a unos 10 kilómetros de Piazza del Plebiscito y se llega prácticamente caminando por todo el Lungomare, Margellina, Posillipo…hasta que veas un cartelito que ponga “Parco Sommerso della Gaiola”. Es entonces que giras a la izquierda, adentrándote en dirección al mar y terminas en un pequeño camino de unos 10 – 15 minutos bajando que te lleva hasta el lugar. La bajada empieza a mitad de la calle Via Tito Lucrezio Caro, junto a un parquímetro.

EN AUTOBÚS: a cinco minutos de Piazza del Plebiscito en Vía Santa Lucía del Plebiscito debes situarte en la parada del autobús número 140.  Un ratito después de que cojas el bus (y un sinfín de paradas también), te llevará hasta “Discesa Coroglio-Instituto Denza”, prácticamente al lado de la bajada de acceso a la Playa de la Gaiola. Bájate del bus y recuerda revisar los horarios de vuelta…

EN COCHE: quizás la opción más recomendable y la más cómoda. Partiendo de Piazza del Plebisctio (pon el GPS) tienes que pillar la Via Cesario Console y Via Acton hasta el Tunel de la Victoria. Sales al Via Francesco Caracciolo y sigues recto en paralelo al Lungomare hasta llegar a Via Margellina. Tomas la salida en Vía Orazio, Vía Francisco Petrarca y Vía Alessandro Monzoni. Ya prácticamente tienes que seguir todo recto hasta que veas el cartelito que te dice “Parco Sommerso della Gaiola”, te metes por ahí y llegas a Via Tito Lucrezio Caro. Aparcas por donde puedas y le echas la monedita al correspondiente parquímetro (recomendable).

Sin título

CONSEJOS Y RECOMENDACIONES:

Si quieres disfrutar al máximo de este lugar, te recomiendo que vayas con tiempo (temprano) y trates de entrar en la zona interna. Por regla general no es un lugar “excesivamente conocido” entre los turistas, pero sí que lo es entre los napolitanos y habitantes de zonas circundantes. Por tanto, se llena con facilidad.

Asegúrate de llevarte comida y bebida (en el caso del “papeo” o alimento para los mortales, dejas tus cosas y sales fuera de la zona interna para poder comer). En los alrededores no hay sitios para comer y si quieres encontrar uno, tendrás que subir el camino de acceso (que es bastante durillo a la vuelta) sólo para picar algo.

Para disfrutar al máximo del lugar te recomiendo llevarte unas gafas de buceo, protección solar para todo el día, unos zapatos o calcetines de baño (puesto que no es arena lo que pisas, son rocas y algas) y una buena cámara de fotos.

Si vienes en bus revisa los horarios de salida y de retorno porque, como ya te he comentado, a pie está bastante lejos para la gente “normal”. Si vienes en coche, te recomendaría pagar el parquímetro porque a diferencia de Nápoles, en esta zona pueden venir los policías y ponerte una bonita multa por “espabilado”.

Por último me gustaría recomendarte que disfrutes, que goces de este lugar y que lo lleves en el recuerdo toda la vida. He visto que en muchos lugares hablan sobre la Gaiola bien por su interés cultural y natural o bien por el carácter turístico que le dan los extranjeros o bien los napolitanos, que lo consideran un lugar “maldito”.

Si quieres saber más sobre este último detalle, te recomiendo que le eches un ojo a este otro ENLACE y que si tienes la oportunidad de ir a la Gaiola, te tomes la molestia de dejarme un pequeño comentario contándome tu experiencia y si esta información te sirvió de ayuda, que la compartas con otras personas. Ciao Tuttifruti.

20170409_124143

Advertisements

2 thoughts on “Lugares secretos de Nápoles. La isla y playa de la Gaiola.

  1. Pingback: Playas de Nápoles: Miseno – Anatomía de Nápoles

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s